Bookmark and Share

¿Por qué deberías pasar estas navidades en Islandia?

Imagínate contemplar el baile de las Luces del Norte, de colores inimaginables, cada noche en una ciudad rodeada de montañas cubiertas de nieve. ¿Sueñas con poder descubrir los secretos de la isla que mejor acoge a los turistas? ¡Despierta! Te damos 5 razones que te harán marcar Islandia en el mapa de destinos que visitar este invierno.

  1. Auroras Boreales: cualquier lista que se precie sobre la Navidad en Islandia (y en general la temporada de invierno) comienza con las adoradísimas Auroras. No hay nada que se pueda comparar con hacer una excursión a la aislada y nevada naturaleza islandesa, con vastos parajes de montaña, acompañada de un magnífico espectáculo de luces de regalo.  ¡Gracias mamá naturaleza!
  2. ¡La navidad empieza el día 12! Durante 13 días (del 12 al 24 de diciembre) cada uno de los 13 Hermanos Yule, la versión islandesa de Santa Claus, hacen jugarretas a los niños. Os contaremos más adelante en el blog todo sobre estos simpáticos hijos de ogro.
  3. La comida de navidad.  A los islandeses les gusta hacer las cosas a lo grande. Como en cualquier otro sitio, la cena de navidad será la causa principal de tu dieta de Enero, pero al menos puedes disfrutar de un buen plato tradicional. El 24 se suele comer pavo, cordero –muy típico- o un estupendo salmón, pero en la noche del 23, por la celebración de Þorláksmessa, es habitual tomar un plato de Raya podrida cubierta en grasa de cordero. Lo sabemos, no suena demasiado seductor, pero nadie podrá negarte el plus de originalidad en tu cena de Navidad. Nota: visita nuestro post sobre cómo mantenerte en forma en Islandia para evitar remordimientos.
  4. Fuegos artificiales: si no has tenido suficiente con la belleza natural de las Auroras, te aseguramos que los fuegos de año nuevo te dejarán sin aliento. Para combatir la oscuridad de invierno, en Islandia se pone mucha dedicación en la luz de ambiente , incluso si eso significa iluminar toda la ciudad de Reikiavik. Why not?
  5. Compra o teje tu propio Lopapeysa: no hay nada más tradicional en Islandia que los suéters de lana de oveja islandesa. Te prometemos que te servirán para cualquier tipo de clima, los podrás usar para tomar una cerveza en la ciudad, para hacer una ruta o simplemente para darte un paseo en bici. ¡Siempre irás marcando tendencia! Y no hay NADA más navideño que un jersey de lana.